sábado, 28 de septiembre de 2013

Djwhal Khul - ¿Qué se puede hacer para evitar los peligros de la actual lucha?



La trascripción es de Susannah

MANTENER POR NUESTRA VOLUNTAD; ALINEADOS LOS CUATRO CUERPOS INFERIORES, DENTRO DE LA CIRCUNFERENCIA DEL YO SUPERIOR.

En el alineamiento de los tres vehículos o cuerpos físico, emocional y mental inferior, dentro de la periferia causal, y su estabilización allí, mediante un esfuerzo de la voluntad, comienza el verdadero trabajo que el Yo superior puede realizar en cualquier encarnación. El cuerpo mental mantiene a los otros dos en un alineamiento circunspecto. El cuerpo mental está entonces en comunicación directa con el cerebro físico, libre de obstrucciones e interferencias.

Cuando el alineamiento es cuádruple y los tres cuerpos mencionados se hallan alineados con el cuerpo del Yo superior -el cuerpo causal- y mantenidos firmemente dentro de su circunferencia, entonces puede verse actuando a los grandes dirigentes de la raza -aquellos que emocional e intelectualmente arrastran tras sí a la humanidad- los escritores inspirados y soñadores pueden concretar sus inspiraciones y sueños y los pensadores abstractos y sintéticos trasmitir sus conceptos al mundo de la forma; ello se debe a que se ha establecido un canal directo. Por lo tanto, estudien cuanto puedan, a este respecto, y practiquen la coordinación física, luego agreguen a ésta la estabilidad emocional, y así los dos vehículos funcionarán como uno. Al extender la coordinación al cuerpo mental, el triple hombre inferior alcanza su apoteosis, pasando por la mayor parte de las transformaciones en el mundo de la forma.



¿Qué se puede hacer para evitar los peligros de la actual lucha? (ESPECIALMENTE MIENTRAS DORMIMOS)

La vibración elevada que corresponde a la Fraternidad de la Luz, que prácticamente actúa en la casi totalidad de los dos niveles más elevados (los sub-planos atómicos y sub-atómicos) de los planos mental, emocional y físico.

En los niveles mentales superiores domina la Logia Blanca; los tres subplanos superiores son los niveles que Ellos exhortan a los hombres a descubrir.

1. La primera condición esencial es lograr la purificación de todos los vehículos.De ahí la necesidad de la escrupulosa limpieza del cuerpo físico (por dentro y por fuera), de emociones puras estables en el cuerpo emocional, y de pensamientos puros, en el cuerpo mental. Cuando esto ocurra, habrá coordinación entre los vehículos inferiores, y el Pensador que los habite no permitirá la entrada a entidades extrañas.

2. La eliminación de todo temor. Las fuerzas de la evolución vibran mucho más rápidamente que las de la involución, y en esto hay una reconocida seguridad. El temor causa debilidad; la debilidad causa desintegración; el punto débil falla, produciéndose el vacio a través de éste pueden entrar las fuerzas del mal. El factor que permite la entrada radica en el temor que siente el hombre y es el que así abre la puerta.

3. Permanecer firme e inconmovible, no importa lo que suceda. Los pies pueden estar hundidos en el barro de la tierra, pero la cabeza puede estar bañada por los rayos del sol en regiones más elevadas. Conocer la suciedad de la tierra no significa contaminarse.

4. El reconocimiento del sentido común.
Dormir mucho y, durmiendo, aprender a hacer positivo al cuerpo; mantenerse activo en el plano emocional y alcanzar la calma interna. Evitar el cansancio excesivo al cuerpo físico y procurar distracción, cuando sea posible. Durante las horas de relajación se efectúa el reajuste, que anula la tensión posterior.

Para alcanzar y pasar la iniciación se debe realizar tres cosas:

Primero, a través de la meditación, someter la propia naturaleza a una disciplina, aprender a construir formas y a conocer su valor.

Segundo, llegar a conocer el valor de lo concreto y aprender bien el lugar que, en el esquema de las cosas, ocupan las diversas envolturas, mediante las cuales la vida que él estudiante tanto ama ha de manifestarse. Tiene que trabajar en la construcción de su cuerpo mental y convertirlo en un depósito de hechos, antes de que pueda seguir adelante.

Tercero, aprender, por medio del estudio del microcosmos -su pequeño sistema espíritu-materia- y el doble valor del macrocosmos.
El místico elimina o trata de trascender la mente en el proceso de encontrar al Yo. 

Medite sobre la forma hasta que la pierda de vista y su Creador llega a ser todo en el todo.

Debe realizar tres cosas:

1. Aprender la ley y aplicarla a sí mismo. Su método es la autodisciplina del Sendero.

2. En la meditación, por medio de la forma construida, debe concentrarse en la vida que en ella mora. Tiene que buscar el ardiente fuego interno que irradia en todas las formas que cobijan la vida divina.

3. Mediante el estudio del macrocosmos, "el reino de Dios externo", debe llegar al punto en que usted localiza ese mismo reino dentro de sí mismo.

Canalizado por Alice A. Bailey - Cartas sobre Meditación Ocultista 


Nota.En nuestra dimensión existen siete sub-planos; mineral, líquido, sólido, gaseoso y tres planos de éter donde predomina el rayo magenta y violeta. 

No hay comentarios: