domingo, 10 de marzo de 2013

Las Palabras de Jesús siempre son faros de luz.



La energía que estamos sintiendo ahora en nuestros corazones es muy fuerte; la vamos a sentir como la del Maestro Jesús – Cuando decimos "Jesús, ayúdame", de repente Jesús aparece. No podemos ver a Jesús físicamente, sino sentir su energía- Ahora Jesús está aquí para ayudarnos. Así que el primer paso es pedirle ayuda.

Las Palabras de Jesús siempre son faros de luz.

En el Gran Silencio; se encuentra la mayor actividad de Dios.

Debes comprender siempre que es en el «Gran Silencio» o quietud de lo externo, que el Poder Interno fluye en su creciente logro, y pronto te darás cuenta que hasta cuando pienses en el Poderoso Principio «YO SOY», sentirás un aumento de fuerza, vitalidad y sabiduría que te permitirá avanzar con un sentimiento de Maestría que algún día, de seguro, te abrirá las puertas a través de las limitaciones de la creación humana, hacia la Inmensidad de la Verdadera Libertad.


Vemos muy a menudo en tu corazón el anhelo por una prueba, una manifestación sorprendente que te daría fuerza para seguir adelante en el camino. Yo te aseguro, bendito hijo de la Luz, que cualquier prueba dada fuera de tu ser es temporal; pero cualquier paso aprobado en y a través de tu propia aplicación consciente, es un logro eterno, y mientras continúes ganando la Maestría a través de tu aplicación autoconsciente no solamente estás logrando las cosas que tienes en las manos, si no que estás elevando tu conciencia también, hasta que en breve te darás cuenta que todas las barreras han caído.

Es de esta manera que la puerta de la limitación será sellada eternamente, y así como mi forma externa fue clavada a la cruz, asimismo tú, con tu conciencia ascendente, clavas y sellas la puerta de las limitaciones autocreadas, y sientes y conoces tu dominio.

Si estás vitalmente deseoso de hacer la Ascensión, yo te pido que uses la siguiente afirmación a menudo: « YO SOY la Ascensión en la Luz». Esto permitirá que tu conciencia salga de la maya de la creación humana más rápidamente.

Es de mucha importancia que a medida que vivas dentro y aceptes plenamente el Poder Trascendente de la Presencia «YO SOY», encontrarás que no solamente la lucha externa cesa, sino que, como has entrado más profundamente en la Luz, las cosas externas que siempre has buscado ansiosamente, comenzarás a buscarlas verdadera y realmente, porque entonces te darás plena y verdaderamente cuenta de la irrealidad de la forma y su actividad transitoria. Es cuando sabrás que dentro de ti y en la Luz a tu alrededor está todo lo que posiblemente puedas desear, y lo externo que ha parecido tan importante habrá perdido su poder limitador sobre ti. Después, en las cosas externas que te vendrán, la alegre libertad se manifestará. Esta es la verdadera actividad de las cosas externas.

A medida que te hagas más consciente de los Poderes Trascendentes que tienes a tus órdenes, sabrás que puedes atraer cualquier cosa que necesites sin dañar o afectar a otro hijo de Dios.


TOMADO DEL LIBRO DE ORO DE SAINT GERMAIN