jueves, 9 de enero de 2014

ALMAS COMPAÑERAS -Elizabet Clare Prophet



 
 
Un alma compañera es una persona con la cual puedes haber trabajado por muchos siglos en la misma misión o en la misma iniciación de los chakras, algún sendero paralelo al desarrollo del alma. Y aunque puede haber una gran atracción y vinculo entre almas compañeras, fundamentalmente, en el sentido final, la puedes definir mas como una relación entre hermano y hermana, a pesar de que almas compañeras pueden tener matrimonios fabulosos y una gran unión de corazones. Existe el sentido de que somos compañeros, somos peregrinos en el sendero juntos, y lo que estamos haciendo tiene que hacerse juntos. Se pueden unir en varias encarnaciones, y pueden sentir un gran vínculo. Pero si meditas a niveles internos, sabes que esa relación no es tan elevada o tan profunda como la que existe con la persona que es tu contra-parte directa ─ la llama gemela que has conocido como tu otro ser desde el primer momento de tu creación en el Gran Sol Central.

Solamente tienes una llama gemela. Pero puedes tener hermanos y hermanas en varias partes con las que estás trabajando. Digamos que en esta encarnación tu elección al igual que tu tarea es amaestrar la música. Probablemente te reunirás con muchos músicos, y puedes encontrar a alguien que es un colega y un compañero con el cual puedes compartir no solo tu amor por la armonía, sino una verdadera comunión a nivel del alma en esa frecuencia y chakra de uno de los siete rayos. Y hay una bendición que llega debido a tu esfuerzo desde la Presencia YO SOY de ambas llamas gemelas - tu llama gemela y la llama gemela de esa persona. Así que eso es lo que es una alma compañera- alguien que puedes amar y respetar y con quien puedes compartir verdaderamente. Un alma compañera tiene que ver con el chakra de la sede del alma, ese chakra que está justo arriba del chakra de la base. La conexión es más bien una evolución paralela y mutua en lugar de una basada en orígenes. Es una experiencia bendita el tener a alguien como un amigo (alguien en quien puedes confiar y que también confía en ti) con quien compartir un serio compromiso a una causa en común y al mismo tiempo, una devoción tierna.

Bueno, este es un momento muy propicio para encontrar a la llama gemela, porque este es el deseo de la Gran Hermandad Blanca al patrocinar almas en el sendero de la liberación del alma, de que te reúnas con tu contraparte para una mayor realización de la verdadera libertad de ser quien eres en Dios- en sus cuerpos causales unidos. También, debido a que estamos en el final de la era de Piscis, suponemos estar balanceando nuestro karma. Y así, puede que pasemos por matrimonios kármicos; podemos pasar por el matrimonio con el alma compañera. El final de Piscis es el momento de equilibrar mucho karma, y es por esto que el pensar de la gente a cerca de las relaciones ha cambiado tan radicalmente en décadas recientes, porque la gente tiene la necesidad de interactuar y saldar deudas viejas y, seguir buscando para encontrar la expresión complementaria más elevada de su ser en la búsqueda del sendero espiritual.

Hay un aumento en la intensidad del interés acerca de las llamas gemelas hoy en día debido a que es la relación que te permite cumplir la mayor porción de tu destino flameante. Dios sabe esto. Dios está patrocinando la verdadera relación de llamas gemelas y de almas compañeras hoy en día porque en el principio Dios nos creo para amarnos unos a otros como Él nos amó en un principio.

Primero debes buscar la unión con tu Presencia YO SOY y Ser Crístico. Esa es la polaridad interna. Esa es la unión más grande, más profunda y de mayor gozo que puedes experimentar. Esta es la meta del sendero. Cuando logras unión con tu Realidad Divina, también estas entrando en la unión más cercana con el centro de fuego blanco de tu ser, por medio del cual encuentras al que fue el único que estuvo contigo en el principio. Tu relación con tu llama gemela originalmente comenzó en este ovoide gigante de fuego blanco que se partió en dos esferas de identidad Divina.

Ahora, puedes desarrollar una polaridad en lo humano con tu llama gemela, con una alma compañera o con cualquier persona. Has tenido experiencias en muchas vidas que pueden hacerte sentir atraído a personas que conozcas a lo largo de tu vida. Pero solamente la polaridad que viene del ovoide fogoso, de esa Presencia Electrónica, es la de tu llama gemela. Y la profundidad de la unión de las llamas gemelas existe en las mismas profundidades del ser de Dios. Así que el verdadero sendero y la verdadera búsqueda es por la unión con Dios, porque la razón por la cual estamos separados de nuestra llama gemela en el tiempo y el espacio es que a través de nuestras encarnaciones en el plano físico, nos hemos apartado de nuestra Unión original y nos hemos enredado en otras relaciones y en otro karma.

Así que puedes sentir un anhelo y una soledad dentro de una multitud debido a que no puedes encontrar a la otra mitad de tu ser espiritual.

Pero, puedes estar sentado junto a tu llama gemela y ni siquiera saberlo, debido a que, al haber salido de las octavas de luz y al estar separados por tantos miles de años, ni siquiera se reconocen a través de los velos de karma. Y esta es la gran tragedia de buscar y buscar y no darse cuenta que la llama gemela es, místicamente, uno mismo. Y si uno no se ha encontrado espiritualmente, uno no va reconocer que “Uno solo, para que sea mío”, como dice la canción. Ahora, si tu llama gemela esta ascendida, siendo ya una con su Presencia YO SOY, tienes la tendencia a sentirte más completo porque la llama gemela ha logrado la unión divina.

Si tú llama gemela tiene el mismo logro tuyo y si esta en encarnación, puedes buscarla. Si tu llama gemela tiene un logro inferior, y esta más conectada con las cosas del mundo, puedes sentir una gran división en ti mismo, amas el Sendero pero que tienes que sumergirte en el plano astral porque en alguna parte, en toda esa condición temporal e ilusoria, se encuentra la otra mitad de ti mismo y a la cual te sientes dedicado a salvar y a elevar.

Bueno, la mayoría de la gente tiene una colección de cualidades buenas y malas. Y básicamente, tomamos decisiones acerca de nuestras relaciones basadas en lo que podemos tolerar en una persona dado el hecho de que hay un amor mayor que nos ata. Ahora, determinar quien es tu llama gemela por sus cualidades buenas y malas no es un método seguro porque, el conocimiento de la llama gemela es algo muy interno. Y es casi mejor cegarse a uno mismo y apagar los sentidos y seguir la llama del corazón. 

(Extractos de “Almas gemelas y Almas compañeras” de Elizabet Clare Prophet)

COMENTARIO DE ELISA DE GOUVEIA


¿Cómo reconocer al alma gemela?

Dentro del misticismo siempre se ha hablado del cómo reconocer al alma gemela, algunos mencionan que se les reconoce por el brillo en los ojos, otros por la paz y emoción que se siente al conocer a una persona determinada e incluso hay quienes han tenido experiencias de regresiones en la cual el consultante a podido ver a una persona que la ha acompañado a los largo de sus diversas encarnaciones, sin embargo más que hablar de la forma de “reconocerla” me quiero referir al sentir de estas almas.

Las almas gemelas en sus relaciones están libres de sentimientos como la angustia, los celos, la dependencia, la posesión y una larga lista de sentimientos que vienen acompañados en muchas relaciones de pareja. Encontrar un alma gemela significa un amor incondicional tan grande que quien lo vive vibra en una frecuencia elevada, no manifiesta sentimientos erróneos sino más bien se alegra y emociona inmensamente al tener la posibilidad de encontrar a ese ser.

Son momentos de una felicidad tan grande que no importa el no tener “una relación de pareja” pudiendo ser sólo amistad, pero una que llena cada espacio del ser. He escuchado relatos de quienes aseguran haber reconocido a su alma gemela y todos coinciden en lo mismo: “es el amor en su máxima expresión” no genera odio, ni relaciones conflictivas, ni celos. Sólo genera amor, sentimiento que logran conocer quienes tienen un nivel de conciencia superior.

También en diversos textos se menciona cómo algunos no están preparados vibratoriamente para conocer a su alma gemela, otros pueden conocerla y vivir ciertas experiencias juntos para luego separarse y otros simplemente jamás se encuentran en una encarnación o simplemente no se reconocen.

Conocer a tu alma gemela y ambos vibrar en la misma frecuencia solo provocaría una cosa “el amor en toda su expresión”.

Brian Weiss escribió en su texto “almas gemelas” algo que me parece bueno compartir: “Cuando mires a los ojos a otra persona, a cualquiera, y veas tu propia alma reflejada, entonces sabrás que has alcanzado otro nivel de conciencia”.